Blog Languages

Trajes de Flamenca

La Feria de Abril marca tendencia en los trajes de Flamenca

MODA FLAMENCA 2008

por Paz Rosado

Un año más, lo último en la moda de los vestidos y trajes de flamenca desfilará por las calles y el recinto ferial de la capital andaluza: Sevilla. Estamos en abril y, como suele ser habitual, en este mes se celebra una de las ferias más famosas de cuantas tienen lugar en los pueblos y ciudades de Andalucía: la Real Feria de Sevilla. Es el primer escaparate de la temporada, en cuanto a moda flamenca se refiere. Lo que se vea aquí, también se verá en la Feria del Caballo de Jerez de la Frontera en mayo; en la Feria de Málaga, en agosto; en la Feria de Ronda, en septiembre; y en las otras muchas ferias y fiestas populares que tienen lugar durante los meses de primavera y verano en los diferentes municipios andaluces.  

La moda en el año 1993 © Michelle Chaplow
La moda en el año 1993

Si nos atenemos a los desfiles del Salón Internacional de Moda Flamenca 2008, el SIMOF que se celebró entre el 31 de enero y el 3 de febrero en el Palacio de Exposiciones y Congresos de Sevilla, comprobamos que siguen de moda los vestidos entallados hasta las rodillas, lugar desde el que nacen los volantes; los trajes sin mangas o con mangas que en algunos casos llegan hasta más allá del codo y con terminación en volantes con diferentes remates; y de una o varias piezas de un solo color o combinadas en distintos tonos, estampados y diferentes tejidos.

Las telas empleadas para la confección de los modelos propuestos también son muy variadas: el algodón, la gasa, el encaje o el tul; lisas o estampadas con los tradicionales lunares de todos los tamaños, con flores grandes y pequeñas, dibujos psicodélicos o rallas.

Los trajes se han modernizado © Michelle Chaplow
Los trajes se han modernizado

En cuanto al colorido, también se vio por la pasarela del SIMOF una amplia gama: distintos tonos de blancos, negros, rojos, azules, naranjas, amarillos, verdes, rosas… Además desfilaron propuestas de vestidos cortos, por encima de las rodillas o justo por debajo; así como combinados de blusas flamencas con pantalón pitillo de talle alto a juego.

En cuanto a los complementos, en la pasarela del SIMOF las modelos lucieron sombreros, diferentes tipos de peinetas, flores, pañuelos, pendientes, collares, chalecos y mantoncillos con los tradicionales flecos de seda.

En resumen, la moda flamenca para las ferias y fiestas de primavera 2008 mantiene viva su esencia clásica, pero revestida de una modernidad propiciada por formas y tejidos vanguardistas, así como por una gran variedad de complementos.