Blog Languages

Luke Donald e Ian Poulter, duelo inglés en la final del Volvo World Play Match

Ian Poulter © Volvo in Golf
  • Luke Donald gana a Martin Kaymer por 5 & 4
  • Poulter vence a Nicolas Colsaerts en el primer hoyo de play-off

Casares (Málaga), domingo 22 de mayo de 2011

Luke Donald e Ian Poulter disputarán la final del Volvo World Match Play en Finca Cortesín. Donald se ha impuesto con claridad a Martin Kaymer por 5 & 3 y da un paso decisivo hacia el número uno del mundo que puede ser suyo esta misma tarde. El inglés ha sido muy superior al alemán, ha firmado siete birdies por tres de su rival, y sólo un error, exhibiendo una vez más la maestría con la que no ha bajado del Top ten en todo el año. 

Donald dominó su partido desde el principio. Con birdies en el 2, 3 y 4, ganó una cómoda ventaja de tres hoyos obligando a Kaymer a buscar una reacción. Un doble bogey en el 5 le costó el hoyo al inglés, pero recuperó en el 8 con un nuevo birdie. El alemán intentó recortar pero sus birdies eran igualados por Donald, como ocurrió en el nueve. En el 10 falló Kaymer y Donald se apuntó el hoyo con el par para cuatro arriba.   

Kaymer buscó la reacción pero de nuevo empataron el 11 con birdies y el 12, 13 y 14 con pares. En el 15 sólo valía ganar para el alemán pero no pudo superar el birdie de Donald.  

Mucho más reñido ha sido el duelo de Nicolas Colsaerts e Ian Poulter, resuelto en el primer hoyo de play-off. El belga fue superior en la primera parte, ganó los hoyos 2, 5 y 7 con birdies para mandar tres arriba. Colsaerts perdió el 8 con bogey y se mantuvo dos arriba hasta el 15, en el que firmó un nuevo bogey que le costó el hoyo, y eso que la suerte le había acompañado después de que su golpe fallase green, botara en unos espectadores y volviera al green.  

En el 16, Colsaerts falló la salida a una zona de arbustos y la bola quedó injugable. Poulter se anotó el hoyo y empató el partido a dos del final. Ambos firmaron birdie en el 17 y en el 18, par cinco, Colsaerts llegó de dos a green. Dispuso de un putt de eagle para ganar que no logró embocar. El desempate se disputó en el 18, y un mal chip del belga en el tercer golpe fue definitivo para inclinar la balanza a favor del inglés.

Luke Donald: “Hoy me he sentido muy bien por el campo y casi no le he dado oportunidades a Martin. Las pocas veces que me ha metido un putt, se lo he metido yo por detrás y no he parado de ponerle presión. Es estupendo colocarte en el tee y saber que la bola va a ir donde quieres, porque cada vez te vas confiando más.

Además estoy muy satisfecho con el putt, que era lo que más flojo tenía los últimos tiempos, porque he metido bastantes. Los greenes ayudan porque son buenísimos. Esta mañana estaban intactos, a la velocidad perfecta, y encima he visto bien las caídas.

Ahora necesito descansar un rato, comer algo y recargar un poco las pilas.

Este torneo físicamente es igual de cansado que el Accenture, y encima la semana pasada en Sawgrass fue muy larga, el domingo tuve que jugar 29 hoyos. En cambio psicológicamente no está siendo tan cansado porque ya tengo una victoria a mis espaldas. Lo que más cansa es la presión de tener que ganar un torneo, pero como yo ya he ganado uno, ahora ya puedo ir a divertirme.

Llegar a ser hoy el primero del mundo sería un gran logro. Voy a hacer lo posible por que ocurra, pero ya veremos.

Recuerdo que yo seguía este campeonato en Wentworth desde muy pequeño, por eso vine aquí con tantas ganas esta semana. Tiene una gran tradición y muchos de los grandes nombres del golf están grabados en el trofeo... A ver si soy capaz de grabar el mío."  

Martin Kaymer: “Luke ha jugado como una máquina y lo ha metido todo. Ha estado increíble… cogiendo calles, greenes, y metiendo el putt, es como una Playstation. Creo que ha hecho 6 o 7 birdies. Aunque ya sabía que iba a ser un partido difícil, pensé que tendría alguna posibilidad pero hoy, desde luego, no la he visto. No te abre ni una puerta, bueno, solo una, porque ha fallado una calle y le he ganado el hoyo, pero no le he conseguido ganar ni uno más. Si yo hacía birdie él también, así que ha sido misión imposible. Los birdies no eran suficientes. No estoy descontento, porque he conservado la paciencia y he esperado a que llegaran las oportunidades… pero no han llegado.

Espero que gane la final, y así tendré el consuelo de haber perdido contra el ganador. Si sigue cogiendo calles, greenes y metiendo pats, merece ganar aquí y convertirse en el nº 1 del mundo. No se puede hacer mucho mejor.

Ahora me toca prepararme para Wentworth, que es un gran torneo y está en la lista de los que quiero ganar en mi carrera. Vendrá mi hermano de caddie, y eso también me divierte”.  

Ian Poulter: “Ha sido un partido duro. Nicolas tenía la ventaja de la pegada, y este campo es bueno para pegadores con esos pares 5. Yo casi no llego y él llega con hierro. Yo ya había jugado con él y sé que es un gran jugador. Sabía que necesitaba jugar bien, y al principio no me salieron las cosas, pero iba aguantando para que no se me escapara demasiado. Ayer se vio lo pronto que se le da la vuelta a un partido, y hoy ha ocurrido en los mismos hoyos. Solo necesitas coger un poco de impulso.  

Llevo ya 109 hoyos jugados esta semana incluyendo el Pro-Am, pero todavía me queda adrenalina para jugar contra Luke. Hoy es el cumpleaños de mi hijo y pienso darlo todo. No me importa estar cansado el lunes, martes y miércoles.  

Luke es un gran jugador, y está en un estado de forma increíble, así que voy a tener que jugar bien y muy agresivo. Él y yo estamos en la misma situación de distancia porque ninguno de los dos llegamos en los pares 5, será un partido interesante.  

Hay grandes nombres grabados en este trofeo. Sería genial poner Poulter al lado de ellos.”